artículo no publicado
  • Las medidas que Trump ha anunciado y la actitud que ha mostrado desde la campaña y durante su tiempo en el cargo suponen un desafío cuyas dimensiones y consecuencias resultan difíciles de calcular. La respuesta debe ser inteligente, firme y serena. Aquí ofrecemos algunas propuestas en áreas como la diplomacia, la legalización de las drogas, el comercio, el periodismo, la defensa de los derechos de las mujeres y la cultura.
  • Los sindicatos deberán pelear por reafirmarse como interlocutores políticos con sus propios y ser portavoces de un mensaje, depurado de connotaciones nacionalistas y xenofóbicas, contra el cierre de fábricas y pérdida de empleos.
  • Frente al avance de la extrema derecha, la izquierda debe retomar la iniciativa donde mejor lo sabe hacer: creando y fortaleciendo instituciones que promueven la solidaridad y la inclusión.
  • Todo activista de izquierda sabe que existe un momento en que las discusiones internas pasan de la capacidad de análisis y discernimiento político al terreno de la calidad moral de los interlocutores. 
  • El gobierno que surja de la Asamblea Constituyente de la Ciudad de México no debe ser militante, sino eficiente, creativo y responsable ante los ciudadanos. 
  • Todos los saldos de los acuerdos de libre comercio han sido endosados a la cuenta de Hillary Clinton. ¿Cómo puede responder la candidata en un contexto en que los hechos importan menos que la estridencia del mensaje?
  • Tal es la capacidad mexicana para la confusión, democráticamente repartida entre gobernantes y gobernados, que el GIEI terminó atrapado en una guerra de posiciones. 
  • Lo que ha salvado a la Ciudad de México es su capacidad de reinventarse como comunidad política.