Última función | Letras Libres
artículo no publicado

Última función

En la casa de al lado

se oyen sus pasos

y el golpeteo de pesadas

herramientas.

Pronto van a llegar.

 

Se van a llevar

los sillones, la cortinas,

los cuadros, los espejos

las camas, las mesas.

 

No van a dejar nada.

Y lo que no se puedan llevar

será golpeado sin misericordia

durante días

hasta quedar reducido

a escombros.

 

Arrancarán las lámparas

se llevarán su íntima luz

y quedarán a la intemperie

los rastros de algunos olores,

los gestos perdidos en el aire.

 

Cuando cruces hoy el umbral

ya nadie cerrará la puerta con llave.

Levantarán las alfombras,

el piso estará cubierto

de un polvo finísimo

acumulado durante años,

polvo de todos

los que han pasado por aquí.

Polvo de las palabras susurradas.

 

Y estos muros que todo han visto

serán reducidos a grava,

a cascajo inútil,

 

amontonado

con lo que aquí se vivió

en lotes baldíos.

 

Siempre ha sido así,

sin furia, sin odio,

un trabajo rutinario,

un deber de todos los días.

 

Cuando salgas, sólo tú llevarás

el sonido, la sombra,

el gemido, el dolor

de lo que aquí pasó

para cumplir tu tarea

–único testigo–

de olvidarlo todo

hasta que tampoco quede nada. ~

 

__________________

Poema del libro del mismo título, de próxima publicación en Almadía.

 


Tags: