#YaMeCansé, por eso propongo | Letras Libres
artículo no publicado

#YaMeCansé, por eso propongo

El objetivo de esta iniciativa es buscar una manera creativa y tangible para que los ciudadanos puedan presentar sus propias propuestas sobre cómo mejorar a nuestro país.

Hoy se cumplen dos meses desde los sucesos de Ayotzinapa y aún no tenemos una respuesta clara sobre lo que sucedió y por qué sucedió. Lo que hay son más preguntas, no solo sobre Ayotzinapa, sino sobre las decenas de fosas con restos humanos que se siguen descubriendo, sobre los miles de desaparecidos que el gobierno no busca, y sobre la corrupción que ha quedado expuesta desde Iguala hasta Las Lomas. Hace casi tres semanas que el Procurador de la República nos compartió su cansancio ante la carga de trabajo que ahora tiene, y el grito de #YaMeCansé que le siguió, no se ha apagado.

Las razones de este hartazgo no terminan de enumerarse. En las redes sociales circulan mensajes, imágenes, fotos y videos con reclamos de una ciudadanía que evidentemente siente que ya llegamos al límite, que tal vez ahora sí ya tocamos fondo. Las protestas y marchas claramente expresan este malestar, así como la exigencia de un cambio. Intelectuales y expertos opinan que para lograr un cambio real hace falta articular estas demandas y canalizar las propuestas. Quedan claros ya muchos de los cambios que se requieren: reformas al sistema judicial, nuevos partidos políticos y organizaciones ciudadanas que incluyan a los jóvenes, medidas anti-corrupción, un nuevo enfoque sobre el control de las drogas, mecanismos de rendición de cuentas, una Comisión de la Verdad y Justicia, creación de bancos de ADN y protocolos de búsqueda para desaparecidos, y más. Pero para el ciudadano de a pie muchos de estos cambios parecen lejanos e intangibles.

De una plática de sobremesa con amigos y familia (similar a la que seguramente muchos mexicanos han tenido recientemente), hablando de la situación en México y pensando qué podemos hacer, surgió la iniciativa #YaMeCansé, por eso propongo. Nuestro objetivo: buscar una manera creativa y tangible para que los ciudadanos puedan presentar sus propias propuestas sobre cómo mejorar a nuestro país. Las cartas con miles de firmas, las peticiones electrónicas y los miles de tuits con hashtags son indispensables, pero se diluyen entre tanta actividad en redes sociales. ¿Cómo hacer de estas expresiones algo más tangible, llamativo, permanente y difícil de ignorar por parte de la sociedad y el gobierno? Nuestra propuesta: Enviar miles de tarjetas postales de parte de los ciudadanos dirigidas a servidores públicos y a la sociedad mexicana; entregarlas en un solo paquete a Los Pinos y al Congreso; y además exponerlas y leerlas en voz alta en plazas públicas y en museos. Las postales serán parte de la memoria sobre este momento del país pero, sobre todo, un espacio para construir algo propositivo y creativo desde la ciudadanía.

¿Cómo funciona? Con la ayuda de Postcard, una empresa de beneficio público basada en Nueva York, logramos conseguir una plataforma virtual para crear las postales, además de que ofrecieron cubrir los costos de impresión. Por medio de la página web de Postcard (postcard.com/join-a-movement) y la aplicación gratuita iOS y Android (búscala como Postcard.com, PBC), los participantes pueden subir una foto y escribir una propuesta, que puede ir desde lo individual y local hasta las grandes reformas que necesita el país. El objetivo principal es que los participantes puedan expresar lo que consideran necesario para echar a andar los cambios que necesitamos. Es fácil, rápido y gratuito, y pueden mandar todas las propuestas que quieran. Este video lo explica en un minuto.

En solo dos semanas han llegado cientos de postales con una gran diversidad de imágenes y propuestas que demuestran que hay mucho por hacer, pero también mucha voluntad, creatividad y esperanza. Entre más personas se sumen, mayor impacto tendrán las postales. Yo ya mandé las mías desde mi trinchera de mujer, mamá, ciudadana, profesora, mexicana en el exterior, y conforme a la temática de esta bitácora Frontera Adentro, aquí les comparto mi postal como migrantóloga… ¿y ustedes, qué proponen?

 

Página web: www.poresopropongo.mx (incluye todas las postales recibidas hasta el momento)

Facebook: facebook.com/poresopropongo

Twitter: @poresopropongo

Email: poresopropongo@gmail.com