Lucía (obviamente) diputada | Letras Libres
artículo no publicado

Lucía (obviamente) diputada

Dice El Financiero del 12 de mayo que el Partido del Trabajo (PT) realizó algunos cambios de última hora en el manejo de sus listas de candidatos a diputados federales. Uno de ellos consistió en ingresar a la Srita. Lucía Morett como plurinominal y asegurarle así una curul. Agrega el diario:

El principal "enroque" fue el de Lucía Morett Álvarez, quien es reconocida porque forma parte de los tres sobrevivientes durante la incursión y bombardeo del ejército colombiano a un campamento de las FARC en Ecuador el 1 de marzo de 2008.

Respecto a esta polémica designación, el representante del PT ante el IFE Silvano Garay Ulloa justificó que Lucía Morett hasta el momento es una "presunta guerrillera de las FARC", pero nunca le han podido comprobar nada y, por lo tanto, tiene a salvo todos sus derechos como cualquier otro ciudadano y puede ser votada para ocupar un cargo de elección popular.

Garay Ulloa reveló la manera en la cual se llevó a cabo este cambio, el cual se concretó el pasado fin de semana durante una reunión de evaluación del Comité Coordinador del PT, quien determinó que sí podía ser su abanderada por la quinta circunscripción que abarca zonas del Estado de México.

A pesar de que el 30 de abril Lucía Morett había rechazado cualquier postulación por parte del PT, de último momento alcanzaron un acuerdo.

El también diputado federal detalló que Columba Cruz Nieto –originaria de Hidalgo–, la candidata propietaria, al final decidió renunciar para otorgarle el lugar a Lucía Morett, quien tendrá un gran arraigo entre los jóvenes.

De acuerdo con el representante del PT ante el órgano electoral, los acercamientos con Lucía Morett porque (sic) esta estudiante universitaria pertenece a la agrupación de Derechos Humanos de Rosario Ibarra de Piedra (Eureka) y, por lo tanto, tenía todo el derecho de aspirar a esta candidatura.

El petista comentó que en un principio la habían ofrecido una candidatura para ser diputada local en la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF), pero Morett rechazó la propuesta y prefirió ser (sic) a nivel federal.

"Bajo ningún motivo el PT quiere darle un fuero para que no sea extraditada o acusada de ser terrorista; es una ciudadana con derechos y, para aclarar cualquier duda, es muy posible que mañana demos una conferencia conjunta", acotó Garay Ulloa.

Además de las ventajas señaladas, sobre todo la admiración que le tienen el PT, la Sra. Rosario Ibarra de Piedra y los jóvenes en general, cabe agregar que la presencia de la Srita. Morett en la próxima legislatura equivale a que hubiera siete diputadas, toda vez que, como ha declarado la Srita. Morett aquí,

Soy definitivamente antiimperialista, bolivariana; me considero, obviamente, de izquierda. Soy marxista, también soy sandinista, soy guevarista, soy zapatista. Me siento identificada con la lucha de los pueblos dónde y cómo sea necesaria; dónde y cómo las condiciones lo permitan,

Siete lealtades a las que si se suma que, además, representará al PT y al Estado de México, a los jóvenes y seguramente a la UNAM (de la que es hija favorita), ya serán once. La curul de la señorita Morett o será un multifamiliar u ocupará toda una hilera en San Lázaro.

Desde su amplia curul, la Srita. Morett librará así una lucha por el pueblo que le tomará tres largos años, durante los cuales las condiciones la van a obligar a meterse a la bolsa unos 6 millones de pesos por concepto de dietas y de compensaciones (545 mil 454 pesos para la antiimperialista, otro tanto para la bolivariana y así sucesivamente hasta cubrir sus once lealtades).

Ahora bien, yo manifiesto airadamente mi desacuerdo con esta postulación.

Primero, porque difícilmente va a tener tiempo la Srita. Morett para terminar su tesis de licenciatura “El teatro guerrillero en Colombia” y culminar su formación profesional. Es decir, quizás no logre retribuirle al pueblo los 200 mil pesos que le costó financiar sus estudios en la UNAM. Quizás no pueda entonces ponerse frente al pueblo y decirle: “Gracias pueblo: he aquí el diploma que me encargaste merecer y que tan generosamente financiaste”.

Y segundo, lo que es aún más deplorable, es que difícilmente podrá la multifacética Srita. Morett encontrar tiempo para continuar con su prometedora carrera de actriz, en la que ha destacado –dice la crítica especializada– por la pasión que pone en sus interpretaciones y la profundidad expresiva que infunde a todos y cada uno de sus personajes.

Ni modo. El pueblo manda.