De la vidita literaria | Letras Libres
artículo no publicado

De la vidita literaria

Una escritora guapa es en principio, y aun sin proponérselo, una sobornadora de críticos.

*

A ese poeta le devolvieron la vida dándole respiración de beca a beca.

*

—Yo ya tengo definida mi estrategia—me decía un poeta de anhelo universal —: Todos los años voy a escribir feroces ataques contra el jurado del premio Nobel... y así todo el mundo sabrá que si no me lo dan es por eso, y no porque yo no lo merezca.

*

Sus Memorias son la vuelta a su ombligo en ochocientas páginas

*

Se suicidó porque al recibir los primeros diez ejemplares de su libro supo de quién era el prólogo.

*

Dijo: “Voy a hacerme la autocrítica”... y empezó a leer un manual de ortografía.

*

Borges no fue premiado con el Nobel. Es decir que los académicos suecos, los del Nobel, nunca fueron premiados con el Borges.

*

Platón sólo bravuconeaba a toro pasado cuando desterraba de su República a los poetas, pues los poetas siempre y cada uno a su modo han sido unos desterrados, es decir que, como quería Baudelaire, siempre han estado anywhere out of this world.

*

El romanticismo fue un salto de la Historia a la histeria.

*

Hay seudónimos que apenas nos hacen seudoanónimos.

*

Las escritoras guapas son todas geniales. (Claro está que desde un punto de vista visual y como quien dice meramente objetivo.)

*

—¿Y el libro de ése?

—¡Prohibido!

—Pero si ya no hay censura.

—Prohibido por los lectores, quiero decir.

*

Todo iba más o menos bien en el recital de ese poeta hasta que a la mitad de una oda en tres mil quinientos alejandrinos se levantó uno del público a preguntarle si sabía a qué hora pasaba el último Metro.

NORMAS PARA LOS COMENTARIOS

Deben tener relación con las entradas de este blog, aunque contengan digresiones.

No deben incluir insultos, ofensas, denuncias, acusaciones ni cualquier manera de agresión hacia el responsable del blog, para otros comentaristas, y, en general, para nadie.

No incluirán propaganda comercial o partidista.

Los comentarios que infrinjan estas mínimas normas convivenciales no serán aceptados.