La bolsa de mandado | Letras Libres
artículo no publicado

La bolsa de mandado

No se cómo te sientes querido amigo mío

pero a mí la vida sigue mordiéndome con dientes de bestia

así que no me queda otra

que también morderla

 

Tiro el cigarro y cruzo la calle con paciencia

para que algún coche no me arranque

                    los zapatos recién comprados

 

Entro al supermercado

cortes de cordero

diferentes pescados

alitas de pollo pechugas muslos... pollos enteros

criadillas de toro sesos de vaca hígado de res

patas de cerdo conejos codornices

todos bien pesados y bien envueltos

con el precio en la esquina

para ver si podemos comprarlos

 

Llevo una bolsita con tortillas

chiles verdes

seis cervezas Indio bien frías

tres cajetillas de Delicados sin filtro

y regreso a mi casa

para comer

tortillas con chile

y un poco de mí mismo ~


Tags: