Che Guevara autogestivo (tres) | Letras Libres
artículo no publicado

Che Guevara autogestivo (tres)

Decíamos antier que el auditorio Justo Sierra fue privatizado por unos empresarios que se llaman okupas. En ese entonces, el año 2002, anunciaron solemnemente que la privatización del edificio tenía como objeto instalar un “albergue para niños indígenas”. A pesar de su obsesivo sentido de la realidad, no lograron encontrar un niño indígena dispuesto a albergarse ahí. Sin embargo ello no abatió su ánimo empresarial.

Antes al contrario. Según la prensa, su propia página web, y una entrevista -que es genial- que se puede escuchar aquí, desde 2002 en el auditorio se autogestan estas actividades y negocios:

una “cafeta popular”,

un restaurante vegetariano que vende comida corrida a 20 pesos,

una tienda de alimentos,

una escuela de “percusionismo”,

un taller de fotografía,

un consultorio de medicina alternativa que incluye “tratamientos para curar el susto”,

servicio de masajes,

una cosa que se llama fanzinoteca,

un video-club,

un huerto orgánico macrobiótico que hace jitomates,

unas “catacumbas” que incluyen “talleres y dormitorios”,

un “Archivo gráfico anticapitalista”,

un “Taller autónomo Guadalupe Posadas”(sic)

un “Taller Autónomo Ricardo Flores Magón”

La sección titulada “Imágenes”, que puede verse aquí, refleja con mucha mayor elocuencia que todas las palabras la proteica pujanza de estos jóvenes empresarios. De ellas se deduce que la empresa se especializa en tres principales áreas:

1. Maratones de “cine erótico” (variedad “cine erótico” y variedad “cine erótico lésbico-gay”).

2. Conciertos de rock and roll antiimperialista.

3. Jornadas de sanación espiritual.

Maratones de cine erótico

Los maratones comienzan a veces a las 11 de la mañana (maratón largo) o a la una de la tarde (maratón corto) y terminan a las cuatro de la mañana. La “cuota” es de “10 pesos por película por persona”. Así, a cambio de sólo cien pesos per capita el público, zapatista o no, puede ver diez películas seguidas, todas con títulos como Nueve Orgasmos, Las edades de Lulú y Éxtasis: hasta el sexo tiene un límite.

Los maratones de cine erótico se anuncian con pósters que (habrá que suponer) son diseñados e impresos por el “Taller Autónomo Guadalupe Posadas”, como este:

Conciertos

La entrada a los conciertos cuesta sólo 50 pesos. Son conciertos que se llaman, por ejemplo, “Toquín Intifada con hip-hop acustico” (sic). Los grupos de artistas del rock and roll antiimperialista que son contratados tienen nombres como “Un patadon en el ocico” (sic), “Prohibitory Seven Sins”, “Hell Satan” y uno que debe ser especialmente bueno llamado “Porno Infantil”. Otros grupos prefieren tocar rock and roll estilo gótico, gótico industrial, metal y death metal . También hay música coral como greain core, grind core y hard core.

Actividad cultural

En el auditorio hay muchas actividades culturales, como el “Día Mundial de la Mariguana UNAM México 2006 Jornada Cannabica”, que tuvo como objeto pugnar “por la despenalización de las drogas”, detener las “expulsiones contra activistas”, detener la “guerra antisubversiva”, “abolir la rectoría”, echar “fuera a los porros de la UNAM”, echar fuera al servicio “Auxilio UNAM” y promover el “control obrero-estudiantil-académico de la UNAM”.

Para esa actividad cultural se realizó una ingeniosa adaptación del escudo de la UNAM que incluye el lema “Por mi bacha hablará el espíritu” y muestra al cóndor y al águila a la hora de ponerstalamadr:

Sanación espiritual

La sanación espiritual es una actividad muy gustada por la comunidad universitaria o por la que vaya pasando. Generalmente se realiza luego de un maratón de cine erótico y/o de una jornada de despenalización de la mariguana. Una que se llevó a cabo el 26 de julio de 2008 tuvo este laborioso programa académico:

Limpieza energética, invocación de los guardianes del lugar, plegaria de las 7 direcciones, meditación arcoiris, conferencia 13 lunas, calendario maya, sanación pránica, tarot, grupo de danza prehispánica, hare krishna kirta kadum prashadam, meditación sufi, las revoluciones de la cuchara, La Otra Campaña en defensa del petróleo, Libertad al Tibet, legalización, Sin Maíz no hay país.

Esta actividad, por cierto, no supone pago de cuota, pues es gratuita, autónoma, popular, democrática y de pase automático.

(continuará...)