Sebastián Lavezzolo | Letras Libres
artículo no publicado
  • Max se autoaplica la accountability y se queda sin vacaciones para acabar su TFG. Una llamada inesperada le dará la posibilidad de cumplir su sueño. Se siente un farsante, pero acaricia el estrellato de la politología.
  • Max el politólogo empieza en la Carlos III, hace amigos y tiene que buscar alguien a quien alquilarle una habitación en el piso que su padre le deja. Mientras, ensaya la correcta pronunciación de 'paper'.
  • En la segunda entrega de las aventuras de Max, el futuro politólogo acude a la que será su universidad acompañado de su padre. Allí conocen a un profesor asociado que trabaja como camarero en la cafetería de la facultad para completar su salario.
  • Consumidor de columnas periodísticas, fan de La Sexta Noche y tuitero, Max quiere estudiar ciencias políticas como su ídolo: Pablo Iglesias.