Ruth Zavaleta Salgado | Letras Libres
artículo no publicado
  • Las cuotas electorales de género han ido de las buenas intenciones a la obligación constitucional. Implementarlas no ha estado libre de polémicas, pero los números demuestran que sí han propiciado una mayor participación política de las mujeres. En este ensayo se explica por qué nuestro sistema político aún requiere de esta medida.