Guido Carelli Lynch | Letras Libres
artículo no publicado
  • Su epitafio podrá decir que fue un gánster temible pero con códigos como los de antes, que fue un yonkie entusiasta o también que le cuidó la espalda a uno de los mejores futbolistas de todos los tiempos.