Gabriel Zaid | Letras Libres
artículo no publicado
  • Celosos de su identidad, los guarijíos se han replegado en las serranías del norte del país. En sus fiestas, veneran la cruz y combinan las danzas con los cantos.
  • Las visiones de un futuro mejor en México están teñidas por la nostalgia de una Edad de Oro que no fue tan dorada.
  • Si editar es un negocio difícil, editar poesía es casi imposible. Y sostenerlo independientemente 40 años, como lo ha hecho el sello fundado por Víctor Manuel Mendiola y Guillermo Samperio, es un milagro.
  • De acuerdo con el presidente, “nunca se había apoyado tanto a la cultura” como en este sexenio. Sin embargo, los recortes presupuestales, los despidos injustificados y las muestras de desdén hacia los creadores dicen otra cosa.
  • Los proyectos forestales ofrecen resultados a largo plazo, y por ello no se prestan a las cámaras y los aplausos. Eso subraya la ventaja política de los bosques urbanos: son visibles.
  • Proyectos faraónicos, descalificaciones, muestras de intolerancia y alianzas cuestionables son algunos de los yerros que el presidente ha acumulado en año y medio de gestión.
  • Hay quien dice que el nombre paipai –no bautizado– hace referencia a la rebeldía de aquel pueblo. Se volvieron sedentarios, pero no agricultores. Su poesía algo tiene de liturgia de las horas.
  • De una suave llovizna a una turbonada, existen tantos tipos de precipitaciones como palabras para describirlas. Así lo prueba este meticuloso glosario.
  • La incertidumbre política y económica no empezó con el virus ni pasará en unos meses.