Aurora Nacarino-Brabo | Letras Libres
artículo no publicado
  • La religión, el nacionalismo y el populismo ofrecen soluciones fáciles a problemas difíciles, proveen una identidad colectiva para individuos que se sienten aislados y levantan un muro entre el ellos y el nosotros.
  • La reforma y adaptación de las instituciones, que apenas se han remozado desde la transición, es el gran desafío de nuestro tiempo.
  • No está escrito en ningún sitio que el PSOE deba ser eterno. Pero tampoco lo está que el orden político actual esté aquí para quedarse.
  • El proyecto socialdemócrata no está todavía condenado, pero el surgimiento de nuevos partidos, el populismo y la crisis lo obligan a una renovación. 
  • No hay nada como una buena fiesta para fortalecer los lazos de una comunidad. Con la excepción, quizá, de una guerra.
  • La negativa del presidente en funciones Mariano Rajoy a someterse al control del parlamento ha desatado un conflicto institucional inédito.
  • La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, mostró recientemente su descontento por la presencia de militares en un salón de enseñanza, abriendo de nuevo un debate que parecía cerrado en España. 
  • Tres generaciones, un país y algunas vidas de mujeres trabajadoras.
  • Otegi pertenecía a ETA cuando Savater descubría ataúdes pintados en su despacho en la Universidad del País Vasco.