Alberto Fernández | Letras Libres
artículo no publicado
  • Es fundamental entonces evitar la trampa del “todo o nada” en la que se suelen agotar las energías de movilizaciones sociales, por muy masivas que sean al inicio.
  • La situación que vive el país es inédita. El potencial de transformación social es enorme y demasiado precioso para desperdiciarlo en llamados a la toma del Palacio de Invierno. 
  • La reconstrucción del Estado en México debe encontrar las intervenciones estratégicas para atacar la impunidad en todos los ámbitos, pero especialmente ahí donde sus efectos exacerban las desigualdades sociales.
  • La reconstrucción del Estado mexicano no vendrá de un actor encumbrado en el poder con base en la fe de sus seguidores y con serios problemas para aceptar la crítica.
  • En realidad una cosa es que los delincuentes actúen con la “anuencia, la protección y la complicidad del estado”, y otra cosa distinta es que "sean" el Estado.
  • El relato plano del “crimen de Estado”, del “régimen”, del “sistema” o de cualquier otra entelequia, en el caso de los crímenes de Iguala, es la mejor forma de evitar que se haga justicia. 
  • A principios de los sesenta, Revueltas observó un gran contingente revolucionario carente de dirección. Cincuenta años más tarde la imagen se ha invertido: el liderazgo de izquierda existe, pero no encuentra a quién movilizar.
  • ¿Hasta qué punto los jóvenes pueden ser partícipes de las transformaciones necesarias para evitar que sus instituciones sean fábricas de profesionistas uniformemente desempleados?
  • El factor más influyente en nuestra amnesia hacia los kurdos es la ausencia del Kurdistán en el discurso anticolonialista global.