artículo no publicado

Casi 30 sitios para visitar en la Narvarte y alrededores (última parte)

La segunda parte de la guía de sitios recomendables en la zona de la colonia Narvarte.

16. Taquería Las Costilla.

Por el gusto de conocer un lugar de azulejos (creado para poder así regarlo a manguerazos y quitarle toda la grasa voladora), es siempre bienvenido. Pollo, costilla, chuleta a la parrilla, para dar su sabor en grado cero, estado puro, sin parafernalia alguna. Casi podría clasificarse como un espacio de comida dietética.  El teléfono nunca sirve y antes daban servicio a domicilio. En Cumbres de Maltrata 352-A, ya en la glorieta de Vertiz.

 

17. Carnicería El Novillero y Vísceras Lupita

Ternera chica. Todo lo que quiera para el diario y cortes americanos para las fiestas. Ya lo reconocerá: tiene una enorme piñata de Toro arriba del local 8 en el Mercado de la Alamos. Servicio a domicilio. (5)530 78 59. Y ahí mismo, si usted es de buen comer, conozca Vísceras Lupita. De esos lugares para cuando uno quiere guisar algo bueno. Hígado, Pata, Panza, Sesos, Médula, Cabeza cocida de res, tripa. Local 116 (5)440-26-04.

 

18. Taquería Don Eraki (sólo local chiquito)  

Desde los años 30 en Puebla y desde 1985 en Cumbre de Maltrata. Se trata del primero y por ello el mejor de los tacos estilo árabe, que están a  la mitad entre al shawarma de cordero y el taco al pastor de cerdo. Con mucha personalidad aún. Pida los orientales. Y luego se toma una nieva a diez metros en La Michoacana. Toda la semana. Servicio a domicilio. Cumbres de Maltrata 263-A. (5) 639-86-91. Abren de 3 a 10.

 

 

19. Paletería y nevería La Michoacana.

Única pese a su nombre clichoso. La nieve de limón blanco o la de mamey, las paletas de frutas (la de coco, guanábana), son de una pureza deliciosa e inigualable. Pequeñita pero absolutamente potente, recibe cientos de clientes al día, más al caer la tarde. Jale con la novieta o noviete, la familia, los críos, por un poco de sol frío.

 

20. Pollos Tikul.

Su nombre proviene de la ciudad de Ticul (como el Poc Chuc), a 85 kilómetros de Mérida. El pollo ticuleño es cada vez más famoso. Con base en una salsa de axiote, epazote, pimiento morrón, hoja de ahuacate y cubierto por hoja de plátano. Da la impresión de ser muy especiado y es realmente jugoso. Xola 1703. Martes a domingo de 9 a 6. Sólo recomendado a domicilio: 6306-59-04.

 

21. El Entremés Francés

Me atreveré a decir la palabra ridícula: es un must. Ya no hay sitios así en la ciudad y hay que cuidarlos: pequeños nódulos de placer, surtidores de poesía para feligreses que saben vivir. No es un restaurante y sólo es para pedir a casa con tiempo. Patés, Terrinas, Salchichones, embutidos y quesos. Poderosísimo y ciertamente económico. Hágalo todo el año para las reuniones caseras. ¡No se arrepentirá: se clavará!  Petén 284, entre Torre Adalid y Luz Saviñón, 5523-30-58. De 10 de la mañana a 5 de la tarde.

 

22.La Charcutería Vasca.

El mismo caso del anterior. Son oasis, remansos para un tipo de comida ya casi histórica. Chorizos de pamplona y cantimpalo, fuet, morcilla, salchichas blancas, quesos importados, sobrasada y angulas traídas desde Chile a un estupendo precio. En otras palabras: ultramarinos, embutidos y jamones. Y además tablas de madera, paelleras, ollas de barro, muebles jamoneros y sartenes de fierro. Anaxágoras 618. (5)536-60-25. Servicio a domicilio.

 

23. Tortería y taquería La Especial.

Desde 1970. Tortas, tacos y quesos pero de una manera no convencional. Se trata de una cenaduría, un merendero con sabor genuino. Casi casero, tierno, nostálgico pero revitalizador. Parece que no se movió un dedo desde su apertura. Universidad 496, casi División del Norte.  (5) 559-77-74.

 

24. Cochinita Country

Desde 1982, en un ambiente relajado, con barra y cervezas. Buena cocina yucateca. Los salbutes de pavo, el pulpo pibil, el dzic de venado, los panuchos, son muy buenos. Comida tradicional pero con algo de mariscos y cosas poco vistas, de creación.  Universidad esquina con Ángel Urraza, ya en la Letrán Valle. (5) 605-44-32.

 

 

25. Marisquería Estilo Sinaloa La Brújula del Pacífico.

Pescados y mariscos con el poder de la pureza. Lo de siempre, aguachiles rojos y verdes, coctelitos de callo, pulpo, camarón, tostadas, taquitos y quesadillas de pescado, pero también no pocos platillos de creación, algunos para recordar el sabor del chiltepín. Y claro, chelitas de la Corona, en un ambiente absolutamente informal, en lo que fuera la cochera de su edificio. Dele la espalda a la avenida para concentrarse en el marlín pegado a la pared y soñarse como en playa norteña. Obrero Mundial 520, a la altura del Parque Delta, en la colonia Atenor Salas.

 

26.Tamales Los Tolucos

Cerca de Eje Central, a una media cuadra de las carnitas Los Luises desde hace treinta años. Arturo Reyes su propietario actual, lo heredo de sus suegros. Tamales en serio, pequeños y grandes, verdes, rojos, de dulce, en fin, de todo lo que guste y ordene y además con unos atoles insuperables. Uno de los mejores puestos de tamales que conocerá en su vida. Por eso hay que llegar desde las 8 de la mañana porque se acaban temprano.  Una experiencia gastronómica con mayúsculas.

 

27. Carnitas Don Juan

De los establecimientos más viejos de la zona. Se inauguró en noviembre de 1952. A un costado de La Reforma. Atendidas por Don Javier Gómez y su señora. Las únicas carnitas nocturnas de la zona por cierto. Carnitas puras, es decir, sin sales raras y perjudiciales para pintarlas de color moreno: sin café en polvo, ni lechera, ni naranja o piloncillo. Un poco de leche y al cazo de bronce con manteca para freírse. Lunes  de 7 a 12 de la noche, domingo de 12 a 6 de la tarde. Diagonal de San Antonio 1947, ya casi Eje Central. (5)538-32-94.

 

28. Antojitos La Michoacana

Un templo del maíz frito y bien cocinado. ¡Lo que más nos gusta, para qué más que la verdad! Sus especialidades son las gorditas y los huaraches, pero también hay sopes, tlacoyos, flautas, tacos y tostadas. En el local 122, en el mero centro del mercado de Anaxagoras. Hay chelitas y jugos y licuados. Desde las 8 de la mañana y hasta las 4 o 5 de la tarde. No más. Los sábados hay pancita.