artículo no publicado
  • Qué rara la mexicana, instintiva aversión a ser un ciudadano común.
  • Piensa Savater que el problema de las drogas no puede resolverse de ningún otro modo que despenalizándolas: “las drogas ilegales seguirán siendo un problema insoluble mientras sean ilegales, no por ser drogas”. 
  • No sé qué ocurrió, pero algo hubo que me impidió fumar mota como toda la gente decente. 
  • Palinuro de México, de Fernando del Paso, le hacía una autopsia irreverente a lo que entonces quedaba de “la moderación”, esa tiranía afelpada de las sociedades hipócritas y solemnes.
  • El lenguaje científico se atarea para no quedarse a la zaga a la hora de retransmitir el caos: ese momento en que la sociedad civil se enfrenta a un dinosaurio que da coletazos como perro resentido.
  • Paz renunció en 1968 a servir al gobierno mexicano. El gobierno mexicano lo declaró cesado en octubre de ese año y, a partir de noviembre lo asedió y lo espió y lo calumnió.
  • Nueva Alianza diseñó una campaña que emplea con mucho orgullo la expresión “¡A huevo!”, con la cual exhiben cierta erudición metida al suspensorio de su amor a los clásicos.
  • Escuelas y universidades sustituyeron hace tiempo a las fábricas y al campo como ámbitos propicios a la acción revolucionaria. A la hora de las rebeliones, encender mechas es una responsabilidad grave.
  • La Federación de Familiares de Choferes Ausentes bloquean los accesos de la Escuela Normal, cuya Máxima Autoridad dijo que se trata de una campaña orquestada para desestabilizar el proceso desestabilizador.